¿Simplemente copias las combinaciones que ves en las cuentas de las influencers y en las revistas, pero no te llena y no te sientes cómoda? 

Aquí te cuento cómo definir tu propio estilo en 5 sencillos pasos.

Paso 1. Primero hay que buscar lo que te gusta y que te aporte un confort psicológico. Por ejemplo, yo me siento bien llevando faldas y vestidos y me gustan los colores y prints llamativos. Mira en internet y guarda en tu ordenador o teléfono los looks que te inspiran y con que te sentirás cómoda. En esta etapa no te fijes en los modelos, factura y tallas. 

Paso 2. Ahora eliminamos todos los modelos que seguro no vas a ponerte. Por ejemplo una mini-falda, una blusa trasparente, unas botas-mosqueteras etc. Yo no me podría nunca un escote demasiado abierto. 

Paso 3. El siguiente filtro es pensar dónde lo puedes llevar. Pregúntate : ¿ Tengo dónde llevar este vestido largo con lentejuelas y espalda abierta? Si vas a ponerte este vestido solo una vez al año, no tiene sentido comprar 5 vestidos de este tipo. Deja solo las combinaciones que van bien con tu vida actual. 

Paso 4. Es importante distribuir  la ropa según tus actividades principales. Por ejemplo, el 50% de tu tiempo estas en la oficina, 10 % pasas en la naturaleza, 20 % con la familia y amigos etc. Así, compraras la cantidad de ropa acorde tus necesidades y tu distribución del tiempo. 

Paso 5. Posiblemente  te gusten varios estilos de ropa, pero no te lo pondríais. Por ejemplo, te gustan las chicas que se visten de estilo Boho pero tú no te atreves. En este caso puedes combinar una prenda básica , como un pichi , con un bolso estilo Boho y unos pendientes largos con plumas. Así tienes un toque de estilo Boho y el pichi lo puedes llevar luego con unos sneakers y bolso tipo shopper.

Ahora en tu lista quedan solo las prendas que realmente necesitas. Con ella puedes ir de compras o empezar a buscar en las tiendas on-line sin perder la cabeza y sin compras innecesarias.